Cómo prevenir los piojos en adultos

Los piojos son parásitos muy pequeños que viven en el pelo y el cuero cabelludo y se alimentan de la sangre. Estos insectos suelen encontrarse con más frecuencia en niños, aunque cualquier adulto puede contraerlos.

¿Quieres saber cómo prevenir los piojos en adultos? Entonces, sigue leyendo este artículo en el que te contaremos las claves para evitar piojos en adultos sin complicaciones.

Niños con piojos: qué hacer en casa

Es conveniente que los miembros de la familia donde se encuentra la persona infectada sean examinados para comprobar si hay señales de contagio. Es importarte tratar al pequeño cuanto antes pero, además, resulta necesario tratar a todos los afectados a la vez para erradicar el problema. De todas formas, cuando ya hay niños con piojos en casa, lo más acertado es evitar el contagio de piojos a adultos y otros niños tomando algunas medidas sencillas:

  • Lavar la ropa y la ropa de cama con agua caliente.
  • Las prendas y complementos que de por sí no son lavables en lavadora deben ser lavados a mano o en seco (bufandas, sombreros, chaquetas, etcétera). Es muy importante hacer esto con aquellos accesorios que se ponen en la cabeza o alrededor del cuello, donde llega el cabello.
  • Para eliminar los piojos de objetos personales como peines o cepillos, es importante sumergirlos en agua hirviendo durante unos minutos o lavarlos con loción repelente.
  • Aspirar toda la casa: colchones, cojines, alfombras, almohadas y muebles.
  • Mientras dure el tratamiento del niño, las demás personas deben evitar juntar su cabeza con la del pequeño, ya que los piojos pasan así, por contacto directo, de una persona a otra.

Tratamiento antipiojos para niños y adultos

La infestación de piojos suele darse en niños pequeños. Sin embargo, puede resultar tremendamente contagiosa cuando la cabeza del pequeño entra en contacto con cualquier otra, ya sea la de otro niño o de un adulto. Por esa razón, estos parásitos pueden aparecer en cuidadores o familiares cercanos del niño afectado.

Para detectarlos, conviene saber que los piojos adultos suelen encontrarse en zonas como la nuca y detrás de las orejas, pero las liendres o huevos se encuentran cerca de la raíz de todo el pelo.

Fullmarks dispone una loción antipiojos y un spray antipiojos altamente eficaces y libres de pesticidas. La composición de estos productos consigue eliminar los piojos causando su deshidratación. Para que la loción antipiojos de Fullmarks funcione eficazmente en niños y adultos, es importante aplicar el tratamiento siguiendo estas indicaciones:

  1. Con el pelo seco y desenredado se aplica el líquido, se masajea el cuero cabelludo y se dejan pasar 5 minutos.
  2. Después hay que peinar el pelo con la lendrera mechón a mechón, desde la raíz hasta las puntas, para retirar los piojos y las liendres, aclarando con agua el peine en cada pasada.
  3. Hay que repetir esto en cada mechón y, finalmente, aclarar con agua todo el cabello.

Normalmente, la primera aplicación es suficiente para eliminar todos los piojos y liendres. Ahora bien, existen infestaciones más severas en las que no resulta tan sencillo. Por ello, es importante revisar la cabeza una vez hayan pasado 7 días y repetir el tratamiento si se detecta un piojo vivo o una liendre.

Leer detenidamente el folleto de instrucciones antes de utilizar el producto.

Resulta vital no saltarse el paso de usar la lendrera porque gracias a este peine especial se pueden retirar bien los piojos y las liendres, evitando que quede alguno enganchado al pelo o al cuero cabelludo.

Prevenir los piojos en adultos con estos consejos

Para terminar, estos son más consejos para evitar o prevenir piojos en adultos:

  • Lo primero que hay que hacer es advertir a los niños afectados por piojos de que no utilicen los objetos de los demás, tales como cepillos, peines, auriculares, bufandas o sombreros.
  • La mayor parte de contagios se producen por el contacto directo entre cabezas, aunque también pueden transmitirse al compartir cualquier objeto como una gorra. Por ello, hay que evitar juntar las cabezas jugando o al abrazarse.
  • Si se conoce que hay piojos en casa es muy importante hacer una limpieza profunda para evitar su contagio.
  • Además, basta con lavar con agua muy caliente o con repelente aquellos objetos que hayan estado en contacto, de alguna forma, con la cabeza del pequeño afectado por los piojos.